La Homeopatía es muy efectiva en pacientes con gripe y neumonía

La gripe y la neumonía son las enfermedades infecciosas más comunes en casi todo el mundo.

En la época de frío, el contagio de estas enfermedades aumenta de forma exponencial.

La homeopatía ha demostrado a lo largo de más de 200 años que es muy efectiva para tratar y prevenir estas enfermedades. En este post quiero hablarte de ello.

La Gripe y la Neumonía en números

La Organización Mundial de la Salud calcula que las epidemias anuales de gripe causan 3 a 5 millones de casos graves y 290.000 a 650.000 muertes.

En los países industrializados la mayoría de las muertes relacionadas con la gripe se producen en mayores de 65 años.

El agente causal es un virus: el Influenzavirus.

Las personas con mayor riesgo de enfermedad grave o complicaciones de esta enfermedad son:

  • embarazadas
  • niños menores de 5 años
  • ancianos
  • pacientes con enfermedades crónicas (cardiacas, pulmonares, renales, metabólicas, del desarrollo neurológico, hepáticas o hematológicas)
  • personas con inmunodepresión (por VIH/sida, quimioterapia, corticoterapia o neoplasias malignas).
  • personal de salud

La principal complicación de la gripe es la neumonía

Según la OMS, la neumonía es la primera causa individual de muerte infantil en el mundo. La entidad calcula que cada año mueren alrededor de 900.000 niños menores de 5 años por esta infección.

El portal Neumoexpertos.org agrega que, en todo el mundo, cada 15 segundos muere un niño por esta infección.

En el otro extremo de la vida, la neumonía es la tercera causa de muerte a nivel mundial en los mayores de 65 años.

Los microorganismos asociados a la mayoría de los casos de neumonía son bacterias:

  • Streptococcus pneumoniae para la neumonía adquirida en la comunidad
  • Klebsiella pneumoniae y Escherichia coli para la neumonía intrahospitalaria
  • Staphylococcus aureus y Pseudomonas aeruginosa para la neumonía asociada a asistencia respiratoria mecánica

Ante estos números, surgen dos interrogantes:

  • ¿La medicina convencional es realmente efectiva en pacientes con gripe y neumonía?
  • ¿La hoempatía es realmente efectiva en pacintes con gripe y neumonía?

Analicemos la evidencia:

¿La medicina convencional es realmente efectiva en pacientes con gripe y neumonía?

En la actualidad, la medicina oficial considera que el único tratamiento adecuado para las infecciones microbianas son los anti-microbianos.

(Imagen de Steve Buissinne en Pixabay)

En el caso de las neumonías, se dispone de anti-bacterianos, conocidos comúnmente como “antibióticos”. Entre ellos, los más utilizados son los betalactámicos (amoxicilina, ampicilina) y las fluorquinolonas (levofloxacina).

A pesar de estos tratamientos, la mortalidad en pacientes con neumonía adquirida en la comunidad sigue siendo de entre el 21 y el 54% dependiendo de la edad, como podés corroborar en este estudio publicado en la revista Medicina Intensiva.

¿Cómo saber si este tratamiento es realmente efectivo?

Hay dos formas:

  • Compararlo con pacientes sin tratamiento (conducta expectante, siglo XIX)
  • Compararlo con un grupo control en ensayos controlados, aleatorizados y a doble ciego (actualidad)
Conducta expectante (siglo XIX)

Una investigación realizada entre 1837 a 1856 en un total de 2.061 pacientes con neumonía que no recibieron ningún tratamiento, evidenció una tasa de mortalidad promedio del 13%.

Esto supera ampliamente el 21 a 54% de mortalidad en la actualidad con el tratamiento convencional, mencionado por la revista Medicina Intensiva que cité más arriba.

Ensayos controlados randomizados a doble ciego (actualidad)

Uno de los estándares de la investigación médica actual son estos estudios en los que se indica tratamiento activo a la mitad de los pacientes y una sustancia inactiva (placebo) a la otra mitad, llamada grupo control.

Lo de doble ciego es porque tanto el personal como los pacientes desconocen si lo que están tomando es medicina o placebo.

Aun no he encontrado ningún estudio de este tipo. Sin duda que hoy día por cuestiones éticas sería muy difícil que las autoridades sanitarias aceptaran no dar antibióticos a pacientes con neumonía con tal de ver si sirven o no para reducir la mortalidad de estos pacientes.

Solo he podido hallar un estudio realizado en Pakistán con alrededor de 850 niños menores de 5 años diagnosticados de neumonía no-severa de acuerdo con los criterios de la OMS.

Este estudio refiere que no hubieron diferencias estadísticamente significativs entre los niños tratados con antibióticos (amoxicilina oral) y los que no recibieron antibióticos.

Otro problema con los antibióticos es que, su uso indiscriminado ha dado origen a la resistencia por parte de las bacterias a estos fármacos.

La OMS la ha calificado como “una de las mayores amenazas a la salud global y a la seguridad y desarrollo alimentarios en la actualidad”.

El mismo organismo explica que “son las bacterias, no los seres humanos, las que se vuelven resistentes“. Por ende, la resistencia a los antibióticos puede ocurrir en cualquier persona, a cualquier edad y en cualquier país y deja “desarmada” a la medicina frente al paciente con neumonía.

En el caso de la gripe, como es causada por un virus, los antibióticos no producen ningún efecto, ya que estos fármacos solo matan bacterias.

Tampoco existe un tratamiento anti-viral efectivo para esta enfermedad, como sí los hay para otras infecciones víricas, sin ir más lejos, el VIH/SIDA.

Por lo tanto, los tratamientos de pacientes con gripe consisten en aliviar los síntomas de la enfermedad con antiinflamatorios, antifebriles, asistencia respiratoria, oxigenoterapia, etc.

Ante esta situación, algunos médicos investigan otras formas de tratamiento más efectivas y quizás se pregunten:

¿La homeopatía es realmente efectiva en pacientes con gripe y neumonía?

La homeopatía se ha utilizado desde hace 200 años para tratar a pacientes con gripe y neumonía, con resultados terapéuticos que superan los de la medicina convencional, tanto en la era anterior a los antibióticos como en la actualidad.

El Ejemplo de la Pandemia de Gripe Española de 1918-1920

Según una investigación del Dr. André Saine, en la pandemia de gripe española de 1918-1920, más de 66 mil pacientes tratados con homeopatía tuvieron una tasa de supervivencia del 99,3%. Es decir que la mortalidad en este grupo fue de solo el 0,7%.

Un informe de las fuerzas armadas estadounidenses sobre una población de más de 680 mil personas, evidenció una tasa de mortalidad 4 veces más alta (5,8%) en el mismo periodo.

En esa época todavía no existían los antibióticos.

Estas mismas fuentes informaron que los homeópatas atendieron más mujeres embarazadas que los médicos convencionales, con las siguientes tasas de mortalidad:

  • 30% para las embarazadas tratadas con medicina convencional (1.561 casos)
  • 0,7% para las tratadas con homeopatía (2.848 casos)

Es decir, que la mortalidad en este grupo fue 30 veces menor con la homeopatía.

La mortalidad en pacientes con neumonía

Una serie de estudios que agrupó a más de 25mil pacientes con neumonía tratados con homeopatía, acusó una tasa de mortalidad promedio del 3,4%, al menos 6 a 12 veces menor que la mencionada antes en la revista Medicina Intensiva.

Sin embargo, el mismo estudio refiere que la mortalidad de la neumonía en pacientes tratados con medicina convencional es en promedio 13,7%, esto es, 4 veces mayor que con el tratamiento homeopático.

Esto demostraría que la homepatía es al menos 4 veces más eficaz que la medicina convencional para salvar vidas en estos pacientes.

Y no lo digo para rivalizar con mis colegas médicos convencionales, ni para atacar al sistema de la medicina convencional.

Solo intento darte a conocer los números arrojados por las investigaciones más serias en la materia.

Números que reflejan la efectividad basada en la evidencia de una de las terapéuticas más atacadas por la prensa médica mundial, muchas veces sin fundamentos serios ni pruebas científicas de calidad que los avalen.

Por último, algo que no ocurre con los tratamientos homeopáticos es la aparición de gérmenes resistentes, como pasa con los antibióticos.

Esta ventaja, sumada a los casi nulos efectos adversos de los remedios homeopáticos, la hacen a mi juicio, la primera opción terapéutica en estos pacientes.

Te propongo repasemos un poco lo que te he contado, para que ordenes tus ideas luego de tanto bombardeo estadístico:

  • La gripe y la neumonía, en conjunto, se cobran cada año al menos 1.5 millones de vidas
  • La gripe es causada por un virus, no hay antivirales efectivos y los antibióticos tampoco sirven para tratarla
  • La neumonía es causada por bacterias y hay varios anti-bacterianos (antibióticos) que se utilizan para tratar esta enfermedad
  • Así y todo la mortalidad en pacientes con neumonía oscila entre el 21 y 54%, dependiendo de la edad.
  • Estudios del siglo XIX reportaron tasas de mortalidad mucho menores en pacientes con neumonía sin ningún tipo de tratamiento
  • La resistencia de las bacterias a los antibióticos complica el tratamiento convencional, dejando “desarmada” a la medicina
  • La homeopatía ha demostrado ser efectiva en pacientes con gripe y neumonía
  • La homeopatía tiene la ventaja de no producir resistencia como sí ocurre con los antibióticos
  • La homeopatía reduce al menos 4 veces el riesgo de morir por ambas enfermedades
  • El tratamiento homeopático en pacientes con gripe y neumonía podría salvar alrededor de 1 millón de vidas por año
  • Los remedios homeopáticos carecen casi totalmente de efectos adversos

Ha sido un gusto compartir esta información contigo.

Nos vemos en el próximo post!

Un abrazo

Acerca de Dr. Mariano H. Parapar

Soy médico especialista en homeopatía. Vivo en Buenos Aires, Argentina. Me dedico a la homeopatía desde hace más de 15 años y con esta medicina natural he podido ayudar a muchas personas a equilibrar su cuerpo, mente y espíritu, mejorando su salud y cambiando su vida.

1 comentario en “La Homeopatía es muy efectiva en pacientes con gripe y neumonía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *